5 razones por las que debe renovar Heung-min Son con el Tottenham

Heung-min Son es uno de los futbolistas más destacados del inicio de temporada, tanto en Inglaterra como en Europa. Su extraordinario estado de forma le han convertido en pieza clave, junto a Harry Kane, del rendimiento del Tottenham en estoss primeros meses de curso.

Sus 8 goles y 2 asistencias en Premier League le colocan entre los mejores futbolistas del torneo, ya que en lo que a participación directa se refiere sólo su compañero Kane le supera con 6 goles y 8 asistencias. Pero su rendimiento va más allá de las islas británicas, ya que sus cifras le colocan, también, entre los jugadores más determinantes del fútbol europeo. Junto al delantero inglés, sólo los imponentes ritmos competitivos de Robert Lewandowski (con 10 goles y 3 asistencias) y Kylian Mbappé (7 goles y 5 asistencias) consiguen ganarle la batalla deportiva en el viejo continente. Es decir, Son es el cuarto futbolista más determinante del TOP 5 de ligas europeas.

Y todavía hay más. Si se tienen en cuenta otros torneos domésticos y continentales, abriendo el abanico más allá del ámbito liguero, el atacante surcoreano aparece en una más que meritoria cuarta plaza. Kane (con 11 goles y 9 asistencias) y Patson Daka (jugador del RB Salzburg, con 12 goles y 5 asistencias) y Raphael Holzhauer (jugador del Beerschot belga, con 8 goles y 7 asistencias) son los únicos que están por encima de Son (10 goles y 4 asistencias). Todo ello sin delantero centro al uso.

Una temporada brillante. Un estado de forma que, evidentemente, ha hecho reaccionar a Jose Mourinho de cara al club para que intenten iniciar las conversaciones para su renovación. Heung-min Son acaba contrato en 2023, pero desde el club del Norte de Londres ya se estarían llevando a cabo las primeras conversaciones para intentar cerrar la continuidad del futbolista en la institución.

Su rendimiento es extraordinario, pero ¿qué otros argumentos sólidos existen para Son renueve con el Tottenham?

Es uno de los jugadores fuertes del vestuario.

Se trata de uno de los jugadores que más tiempo lleva en el club. Desde su llegada al Tottenham en 2015 (procedente del Bayer Leverkusen) ha conseguido establecerse como uno de los pilares del vestuario. Su personalidad, carácter y rendimiento le permiten ser considerado uno de los puntos fuertes de unión tanto dentro como fuera de los terrenos de juego. Es un jugador querido por sus compañeros, es un futbolista que en el club saben que aporta mucho en términos deportivos y es de los más veteranos del vestuario. Sólo Harry Kane, Hugo Lloris, Erik Lamela, Ben Davies y Eric Dier llevan más años que él. Su voz ya tiene un peso y una jerarquía que le permiten ser respetado.

Más allá de su actual temporada, siempre ha rendido.

Sus cifras en este inicio de temporada son brillantes, pero no son novedad. El rendimiento de Son nunca ha bajado de los 18 goles por temporada. Sólo en el año de su debut (en el que marcó 8 goles) estuvo por debajo de sus cifras posteriores, pero el contexto de cambio, de menor porcentaje de minutos, puede dar explicación a esa primera toma de contacto. Si nunca ha bajado de 18 goles y en lo que va de temporada ya ha marcado 10 (teniendo en cuenta todos los torneos) el horizonte que se le presenta es, nuevamente, ilusionante para los aficionados del Tottenham. Que Son marca goles no es ninguna novedad. Que lo haga en términos tan elevados, quizás sí.

Polivalencia en diferentes zonas de ataque.

Las cifras de Son son importantes, pero adquieren otro aura y relevancia cuando se analiza el contexto real en el que él no es delantero centro. Su posición en el ataque varía, es dispar, se adapta a las necesidades del entrenador y del equipo. Es por ello que, como se apuntaba en el apartado anterior, siempre ha sabido aportar importantes cifras goleadoras. Uno de los hándicaps a los que ha tenido que hacer frente el Tottenham los últimos años han sido varias lesiones de gravedad de Harry Kane. Lesiones en las que el delantero inglés ha tenido que verse obligado a estar fuera de los terrenos de juego durante meses. Y era ahí, en ese escenario de necesidad, donde la figura de Son emergía de forma rotunda, y era ahí, también, donde demostraba su polivalencia, donde dejaba claro que es un jugador válido más allá de su aportación desde el juego exterior. En banda izquierda, en banda derecha, como falso nueve, incluso como mediapunta. Es un jugador muy completo y Mourinho lo sabe. Por ello, le parece importante premiar su trabajo y fidelidad ‘en silencio’ con una nueva renovación de contrato.

Uno de los jugadores más queridos de la afición.

Pese a que sea un tema más extradeportivo que puramente futbolístico, lo cierto es que es uno de los futbolistas más admirados por conocidos y extraños. Su fantástico rendimiento, su profesionalidad, pero también su cercana personalidad, le han convertido en uno de los ídolos del viejo White Hart Lane y del moderno y novedoso Tottenham Hotspur Stadium. Su sencillez, su cercanía, su humildad, le convierten en un futbolista seguido por millones de personas en todo el mundo. Incluso más allá del contexto Tottenham, puesto que se ha ganado los corazones de muchos aficionados. Esto, en términos del club, también es una puerta abierta a patrocinadores en Asia, en su Corea del Sur natal. Es un aspecto quizás menos influyente en términos futbolísticos, pero totalmente importante a nivel económico y de marketing.

Pocos rumores de salida.

Pese a que es un jugador que ofrece soluciones, que aporta mucho en ataque tanto a nivel de goles como de asistencias, que ha demostrado tener un buen carácter para fabricar buenos ambientes de trabajo, lo cierto es que nunca aparece entre los rumores de mercado. O al menos de forma seria. Una ventaja a favor del Tottenham, que ve cómo uno de sus futbolistas más importantes pasa ‘desapercibido’ frente al resto de clubes cuando abre el mercado de fichajes. Eso, evidentemente, favorece la tranquilidad y estabilidad necesaria para seguir contando con él, para que esté centrado y, además, para que sus cifras deportivas sigan siendo favorables al club del Norte de Londres, y no para sus rivales.

Heung-min Son es uno de los futbolistas más en forma de la Premier League y del fútbol europeo. El Tottenham, consciente de ello, intentaría firmar y sellar una nueva renovación de su contrato por petición de Mourinho para, entre otras cosas, evitar un nuevo caso Eriksen. Actualmente, según el portal especializado Transfermarkt, Son tiene un valor de mercado de 75 millones de euros, el 30º más caro del mundo y el 15º más elevado del fútbol inglés.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *