Willy Hernangómez ficha por los Pelicans de Ingram y Zion

Willy ya tiene destino. El pívot español ha alcanzado un acuerdo con New Orleans Pelicans, con los que jugará la próxima temporada por el salario mínimi. De esta manera, el mayor de los Hernangómez se asegura estar un año más en la NBA, donde está desde 2016. El internacional con la Selección española, con la que se proclamó campeón del mundo en China hace poco más de un año, pasó de los Knicks a los Hornets, para los que ha jugado las últimas dos temporadas y media. Siempre luchando por un puesto en la rotación, el último curso promedió 6,1 puntos y 4,3 rebotes en algo más de 12 minutos de juego, disputando tan solo 31 partidos. Ahora llega a un proyecto joven y prometedor en el que intentará seguir ganando experiencia y ganarse definitivamente un hueco en la mejor Liga del mundo.

Criado en las categorías inferiores del Real Madrid (estuvo cedido en el Betis de 2013 a 2015), Willy dio el salto a la NBA hace cuatro años, y estuvo en las filas de unos Knicks a la deriva hasta que fue traspasado, en su segunda temporada, a los Hornets de Michael Jordan. Con el Madrid, Willy conquistó dos Ligas, una Copa del Rey, una Supercopa de España y una Copa Intercontinental, pero nunca contó con excesivo protagonismo en las filas de Pablo Laso. En su primer año en la NBA fue cuando gozó de más protagonismo, disputando 72 partidos, 22 de ellos como titular, y promediando 8,2 puntos y 7 rebotes en la Gran Manzana, postulándose además como uno de los mejores hombres interiores de España.

Tras perder protagonismo llegó a Charlotte, donde siempre que ha jugado ha rendido a buen nivel, rentabilizando a la perfección sus minutos en pista. En la temporada 2017-18 se fue a 7,3 puntos y 5,4 rebotes en apenas 14 minutos, siendo capaz de producir mucha estadística en poco tiempo, además de superar la decena de puntos en 11 de los 12 partidos en los que disputó más de 20 minutos. Este año se ha pasado varios partidos sin jugar por decisión técnica, pero estaba ganando protagonismo, promediando 8,3 puntos con un 56,9% en tiros de campo en sus últimos 19 encuentros, todos ellos saliendo desde el banquillo. La progresión que llevaba fue truncada por la pandemia del coronavirus y los Hornets, que no estuvieron en la burbuja de Disney, no volvieron a jugar en toda la temporada.

Willy tendrá competencia en el puesto de pívot. Steven Adams ha llegado a la franquicia como parte del trapaso que ha mandado a Jrue Holiday a los Bucks y viene de ser pívot titular en OKC. Además, Jaxson Hayes, número 8 del draft del año pasado, tendrá minutos y el frontcourt del equipo hace pensar que jugará varios minutos sin center. Eso sí, Willy tendrá la oportunidad de luchar por un puesto y aprender de un entrenador, Stan Van Gundy, que acaba de llegar a la franquicia y ha entrenado pívots como Shaquille O’Neal, Dwight Howard o Andre Drummond. Los Pelicans, que han dejado ir a E’Twaun Moore rumbo a Phoenix (era agente libre), tiene prácticamente completada la plantilla y confían en dar algún susto en el ultracompetitivo Oeste. Brandon Ingram, Zion Williamson… son solo algunos de los nombres con los que compartirá vestuario Willy Hernangómez, que inicia una nueva aventura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *