El Granada no pasó del empate ante el PAOK y termina segundo

No pudo ser. El Granada se tendrá que conformar con el segundo puesto del grupo tras empatar sin goles ante el PAOK en La Tumba. Los nazaríes tenían que ganar o que no lo hiciera el PSV para terminar esta fase como líder, pero los holandeses cumplieron ante el Omonia y los de Diego Martínez, a pesar de las numerosas ocasiones, no lograron marcar a los griegos, que no se jugaban nada. Los nazaríes terminan esta fase con una histórica clasificación a dieciseisavos donde se encontrará con uno de los rivales más fuertes…

El Granada buscaba el liderato en La Tumba de Salónica, aunque Diego Martínez decidió hacer rotaciones en medio de la maratón de partidos a la que está sometido el equipo desde el inicio de la temporada. El PAOK no se jugaba nada y el ex del Real Madrid u Osasuna Pablo García también aprovechó para dar minutos a otros futbolistas y poder verlos en un partido de nivel. Así, Aarón, Eteki, Nehuén, Kenedy, Molina o el canterano Pepe salieron de inicio en los nazaríes, que intentaban imponer su juego con Milla de director de orquesta. Sin embargo, ninguno de los dos equipos lograba dominar el juego y las alternativas llegaban en ambas áreas. La primera granadina la tuvo Puertas en un mano a mano que el almeriense no logró concretar. Tampoco estuvo fino Jorge Molina en una mala entrega de un defensor griego que le dejó sólo delante del portero, pero entre los zagueros y el portero lograron mandar el balón a córner. Merecía el Granada el gol, pero no llegaba. De hecho, Pepe, con un gran tiro desde la frontal, tuvo al tercera de los visitantes. Molina, de cabeza, contó con otra buena ocasión, pero el PAOK también tenía sus llegadas, eso sí, com menos peligro ante una ordenada y sólida defensa nazarí. La mejor griega llegó en una falta que remató Varela, pero se encontró con el palo justo antes del descanso.

Tras la reanudación, otra llegada importante de Kenedy que, delante de Paschalakis el portero le sacó el balón en el último instante. El PAOK se animó a Aarón tuvo su primera intervención importante en un buen despeje y después con otro tiro después de una buena contra helena. Puertas seguía siendo el jugador que más peligro llevaba y de nuevo el meta evitó su tanto, eso sí, en la salida, llegó a tocar el balón con la mano fuera del área, pero el árbitro ni el juez de línea vieron la acción de la que salió impune. Entre cambios, Swiderski tuvo otra ocasión para los locales. Diego quería el primer puesto y se fue con todo con la salida de Soldado por el mediocentro Eteki. Presionó el Granada que buscó hasta el último suspiro ese gol que le daba el primer puesto, pero no llegó y el PSV, que cumplió ante el Omonia, termina la clasificación como primero, mientras los nazaríes, ya clasificados, se quedan segundos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *