Aspas es un rey mago

La efectividad marcó la diferencia en Balaídos. Ocho ocasiones hubo en la primera parte, cuatro por bando. Pues bien, el Celta las metió todas y el Cádiz, ninguna. 4-0 al descanso y partido liquidado. El festival celeste empezó pronto, a los seis minutos, cuando Nolito culminó una conexión exquisita con Aspas. Entre el sanluqueño y el moañés liquidaron a la zaga cadista en cuatro toques. Pese al golpe, el equipo de Cervera no se hundió. Todo lo contrario, respondió guiado por un extraordinario Alejo. El extremo obligó a Rubén Blanco a realizar una parada casi imposible para evitar el empate. Acto seguido fue Negredo quien tuvo el gol en su cabeza, pero el poste lo impidió. Poco después, un error de Aidoo en la salida de balón le dio otra oportunidad a Alejo, al que le faltaron unos centímetros para alojar el balón en la red. El Cádiz perdonó y entonces volvió a aparecer Aspas para pasar la factura. El moañés se inventó un pase milimétrico para dejar a Mina solo ante Ledesma. El meta cometió penalti y lesionó al delantero. Desde los once metros, el diez celeste convirtió su séptimo tanto del campeonato.

Al igual que ante el primer tanto, los gaditanos también respondieron inmediatamente tras recibir el segundo. Fue en un exquisito centro de Alejo que acabó con un espléndido remate de Perea. Les faltó la firma del gol para que la obra fuera majestuosa. El perdón volvió a salirle cara a los de Cervera. Del 2-1 al 3-0 en cuestión de minutos. Aspas, cómo no, entrega el balón a Beltrán y éste sorprende con un derechazo a la red. Para culminar el drama cadista, Denis y Brais conectaron un minuto después para fabricar un gol con dedicatoria especial.

En la segunda parte, un Cádiz ya entregado se libró de una goleada de escándalo. Aspas no bajó de marcha y siguió a un ritmo frenético. Lo intentó con la derecha y con la izquierda y siguió repartiendo regalos. El moañés se topó con el poste antes de la lluvia de goles anulados. Cuadra Fernández le anuló un tanto a Aspas, otro a Olaza y otro a Baeza, todos ellos por fuera de juego. El Celta de Coudet no se quita la sonrisa, suma su tercera victoria consecutiva y se aúpa hasta el noveno puesto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *