El Cádiz, a mejores datos ofensivos, peor resultado

La derrota que sufrió el Cádiz el lunes ante el Celta por 4-0 dejó conclusiones encima de la mesa para el conjunto cadista. La solidez defensiva, principal arma de este Cádiz, se vio mermada por salir al ataque. Los amarillos mejoraron sus datos ofensivos, pero a costa de descuidar la línea defensiva, cosa que aprovechó el Celta para sentenciar al Submarino Amarillo.

El Cádiz protagonizó 2 remates a puerta y 6 que salieron fuera (8 en total). Por contra, el Celta tuvo 4 a puerta y 3 fuera (siete en total). La efectividad del conjunto gallego fue también clave en el encuentro para la goleada final.

Los cadistas incluso mejoraron en posesión con un 38.8% (la media del club ronda el 32%). En cuanto a las faltas, los amarillos cometieron 9 frente a las 24 de los locales. También resultó vencedor el Cádiz en el porcentaje de los duelos ganados, con un 64.3% frente al 35.7%.

Todos estos esfuerzos se tradujeron en una derrota muy abultada con un 4-0, demasiado castigo quizás, que pudo ser peor para los visitantes. A mejores datos, peor resultado. Y es que la esencia de este equipo es precisamente centrarse en la defensa y aprovechar las contras gracias a la velocidad por banda. El propio Cervera afirmó que “Los números están para verlos, y son bonitos, pero hemos perdido 4-0 y han podido ser más”.

El Cádiz hace muy bien lo que sabe hacer, pero cuando se sale de sus planes e intenta proponer algo diferente frente a equipos de Primera, se pierde. De nada sirven los números cuando no se puntúa, “te vas con buenos números, pero la realidad es que nosotros no podemos jugar así a la mayoría de los equipos de Primera División, porque perderemos”, afirmó el técnico cadista al finalizar el encuentro.

Y es que, “Cuanto más llegamos nosotros a la portería contraria, más nos llegan a nosotros”. Palabra de Álvaro Cervera.

La plantilla reconoció sus errores

Pombo, Álex Fernández y Marcos Mauro ofrecieron sus impresiones tras la derrota cadista en Balaídos ante el Celta. Los tres coinciden en que no compensa tirar más a puerta si eso conlleva que el rival tenga mayor facilidad para atacar la portería amarilla.

El central Marcos Mauro reconoció que “no fue una buena primera parte para nosotros. Mostramos mucha fragilidad. Sabemos que el camino de la primera parte no es. Tenemos que tirar más por el lado de la segunda, que creo que dimos la cara con el marcador adverso”.

Además, el argentino añadió que “tuvimos nuestras ocasiones claras, si las hubiéramos convertido no habría sido una primera parte tan loca. Ahí estuvo la diferencia, que ellos estuvieron muy acertados y nosotros no”. Y añadió, “sabemos que somos un recién ascendido, pero no podemos hacer un primer tiempo como el que hicimos. Tenemos que mejorar algunos aspectos y seguir hacia delante”.

Pombo entró en el partido en la segunda parte y ya con el marcador en contra. “Entras con un 4-0, que es muy difícil de remontar. Juegan muy bien la pelota, estaban cómodos, les salía todo. Te vas con los goles que te han metido”. Destacó también que el equipo al completo realizó “mucho trabajo, pero es muy difícil. Nos vamos con este saco, que podía haber sido más. Hay que aprender”.

Finalmente Álex Fernández apuntó que “el partido es extraño porque tuvimos ocasiones, pero no las metimos. Somos un equipo que si dejamos que nos hagan muchas ocasiones pues sufrimos como se ha visto hoy”.

El madrileño fue sincero al reconocer que “el Celta ha estado bien arriba, las que han tenido las han metido. No hemos estado bien en defensa y es un duro correctivo un 4-0. Terminábamos jugadas, eso lo hicimos bien, pero no las hemos metido. Si tener 3 ocasiones te cuesta que te hagan 5 no merece la pena y se ha visto hoy”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *