El Sevilla despacha al Lucena por la vía rápida

El Sevilla solventó por la vía rápida su primera eliminatoria de la Copa del Rey imponiéndose al Ciudad de Lucena con una primera parte perfecta. De hecho, el equipo de Nervión tuvo cinco ocasiones en los primeros 45 minutos y convirtió tres de ellas, dejando el partido sentenciado y evitando cualquier conato de sorpresa.

A pesar de la cantidad de caras nuevas en el once, los menos habituales no hicieron que Lopetegui se arrepintiera de su decisión. Todo lo contrario, puesto que a los dos minutos el Sevilla ya mandaba en el marcador gracias a un buen trabajo de presión, una mejor dejada de De Jong, una apertura de Óliver a la banda y un gran disparo de Óscar. No tardó en ampliarse la ventaja en el marcador, ya que al cuarto de hora Idrissi cabalgó por la banda izquierda para servir un gol en bandeja a De Jong, que en lugar de rematar de primeras se dio el gusto de controlar, recortar y, ahora sí, marcar.

La eliminatoria ya estaba encaminada para el Sevilla pero el Lucena tenía ganas de llamar la atención. Los hombres de Dimas Carrasco no dieron nunca un pelotazo e intentaron llegar a las inmediaciones de Bono a base de tocar y tocar. No gozaron de ocasiones claras en el primer acto, pero su carta de presentación quedó ahí. El Sevilla, mientras, se dedicó a contemporizar sabedor de que llegarían las oportunidades para aumentar su ventaja. Una falta de Óscar se fue por poco, un disparo de Idrissi se topó con el palo y un penalti forzado por el propio Óscar al filo del descanso sí fue convertido por Joan Jordán.

La segunda mitad no tuvo la más mínima historia. Por destacar algo, el Lucena intentó con escasa fortuna hacer el gol del honor, mientras que en el Sevilla tuvieron sus primeros minutos oficiales Gnagnon, descartado en verano, y Zarzana, que debutó con el primer equipo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *