El irregular Maccabi pone a prueba a un Barça en alza

El Barça sigue en su pulso con el CSKA Moscú en el liderato de la Euroliga y ambos siguen al frente de la tabla empatados con 11 victorias y 3 derrotas, pero cualquier tropiezo puede costar caro ya que varios equipos están pisándoles los talones. Por esto, el encuentro de hoy viernes (21:00 horas) frente al Maccabi Tel Aviv  en el Palau es clave para el objetivo del equipo azulgrana de seguir colíder.

La victoria del miércoles frente al colista Khimki (87-74) sigue mostrando la recuperación del equipo, aunque con algunas lagunas en momentos determinados, pero su capacidad defensiva es indudable. Sarunas Jasikevicius sigue convencido de que las victorias llegan desde la defensa y si bien dio descanso a Leandro Bolmaro para el choque, de nuevo prefirió a Nick Calathes y Adam Hanga como bases ante de dar un minuto a Thomas Heurtel.

Erala primera vez en esta temporada en Euroliga en que el base francés no jugó ni un minuto y , de nuevo, los rumores de su salida del equipo vuelven a aparecer. Jasikevicius, consciente de todo esto, apuntó que, «cuando viene un equipo como el Khimki, nosotros pensamos sobre todo cómo les podemos parar. En esta situación,  fueron Sergi Martínez y Adam Hanga los mejor posicionados para jugar contra Shved, Timma o quien sea».

«Los partidos que hemos perdido este año, son porque no defendemos. Cuando defendemos, nosotros controlamos los partidos. Esta fue la idea. Luego, en los últimos minutos, no le quise sacar porque estaba frío, ellos estaban presionando mucho y no sé si estaba preparado para jugar», concluyó.

Además de la preocupación sobre el tema Heurtel, el técnico azulgrana debe barajar que hacer con la baja de Víctor Claver. No jugaba desde el pasado 15 de octubre a causa de la fascia plantar de su pie derecho. Operado la pasada semana, estará de ocho a diez semanas de baja y podría estudiarse un recambio temporal para reforzar el juego interior.

El Maccabi de Ioannis Sfairiopoulos se está mostrando tremendamente irregular esta campaña. Llega al Palau tras perder en la pista del Asvel (84-81) con un balance de 5 victorias y 9 derrotas,ocupando la décimo tercera plaza de la tabla.

Todo el equipo israelí gira en torno al escolta estadounidense Scottie Wilbekin (17,6 puntos, 2,8 rebotes y 4 asistencias), cuarto máximo anotador de la Euroliga, al que acompañan Elijah Bryant (10,5 puntos y 4,1 rebotes) y el pívot croata Ante Zizic, fichado este año de los Cleveland Cavaliers, su máximo reboteador (9,6 puntos y 5,6 rebotes de media).

Además, están el alero griego estadounidense Tyler Dorsey (9,4 puntos y 3,6 rebote), el veterano ala pívot Otelo Hunter (8,5 puntos y 5,4 rebotes), el base Chris Jones (7,6 puntos) o el pívot italiano Angelo Caloiaro (7,3 puntos y 4,2 rebotes).

Su balance se mantiene en una posición intermedia con 78,6 puntos en ataque y 78,5 en defensa, lo que es una advertencia para el Barça y que la mayoría de sus derrotas han sido por solo dos o tres puntos de diferencia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *