Elche y Osasuna, heridos en un duelo por la permanencia

EIche y Osasuna conocían su destino desde el primer día. Nadie les engañó. El sufrimiento estaba anotado en rojo en su particular lista de tareas. El conjunto franjiverde era consciente porque armó un proyecto en cuatro días y su condición de recién ascendido ya le situaba en ese tren por la salvación. Osasuna aspiraba a algo más, pero el equipo rojillo no concebía otra cosa que no fuese la salvación (sigue el partido en directo en As.com).

Curioso porque el Elche maquilló su regreso a Primera con puntos y victorias en el estreno. Muchos le pusieron la etiqueta de revelación, pero pesó la responsabilidad. De hecho, coleccionó piropos cuando en octubre tumbó al Valencia. Esa fue su última victoria, hace casi dos meses. Desde entonces, acumula siete jornadas sin ganar y ya hay ciertas urgencias por no comerse el turrón en la zona roja. Osasuna es colista, pero atraviesa una dinámica similar a la franjiverde. El equipo rojillo ha calcado las siete jornadas sin vencer de su rival. Hay miedo porque el partido se ve como una de esas finales que marcan el futuro.

Almirón es duda porque ayer dio positivo y podría dejar su puesto en el banquillo a Jesús Muñoz, su segundo. El tándem de técnicos se dejará los experimentos en defensa y John, tras su bautismo en el Metropolitano, volverá a la suplencia. El resto del equipo se parecerá mucho al del Wanda.

Arrasate podría modificar el once. Brasanac sustituirá a Moncayola para tener más peso en medio campo. Y Kike Barja dará chispa en la banda. El club está pendiente del recurso presentado por Aridane. La presidencia ha reforzado la posición del director deportivo, Braulio, renovándole en plena crisis de resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *